COLOMBIA-82: URSS cumple, España engancha

COLOMBIA-82: URSS cumple, España engancha

Javier Ortiz Pérez

Lugar: Bogotá, Medellín y Bucaramanga (ronda de clasificación), Cali (fase final) y Cucuta (fase de consolación).

Fechas: 16 al 28 de agosto.

Número de participantes: 13.

Podio: URSS (oro), Estados Unidos (plata) y Yugoslavia (bronce).

El origen:

Por séptima vez de nueve posibles el Mundial se disputaba en el continente americano. Colombia realizó un considerable esfuerzo organizativo, pero hubo distintos problemas como la distancia entre los hoteles y los pabellones, la diferencia de altura entre las sedes, la proliferación de insectos y cierto desbordamiento por la gran cantidad de medios acreditados.

El desarrollo:

…El sistema de competición repitió el mismo que el de Filipinas-78. En los tres grupos iniciales se clasificaron España y Estados Unidos (A), URSS y Australia (B) y Yugoslavia y Canadá (C), uniéndose al anfitrión, Colombia, en la fase final. Los dos primeros de ella jugarían la final y el tercero y el cuarto, la lucha por el bronce.

...Fue un torneo con muchas sorpresas, empezando por la victoria de España sobre Estados Unidos (109-99). En la fase final, los americanos no fallaron más y lideraron el grupo, seguidos de los soviéticos, que se ganaron su plaza en la final tras vencer a yugoslavos y españoles, que a su vez pelearían por el tercer puesto.

La final:

21.000 espectadores acudieron al Coliseo ‘El Pueblo’, de Cali, para presenciar un encuentro histórico, de máxima igualdad hasta el último momento. Los estadounidenses mandaban al descanso (47-49), con ‘Doc’ Rivers al mando de las operaciones (24 puntos al final), pero la solidez de la URSS, liderada por Anatoli Mishkin (29), acabó dándole el título (95-94). Eso sí, con sufrimiento: a falta de poco más de un minuto los soviéticos ganaban por 94-87, pero Rivers llegó a disponer del último tiro para conseguir el oro. El ‘viejo zorro’ Aleksander Gomelski dirigía un potentísimo equipo tanto a nivel físico como técnico en el que empezaba a asombrar un chico de 17 años llamado Arvydas Sabonis.

Fotografía Archivo Fotográfico MUSEO FEB ESPACIO

La estrella:

Glenn ‘Doc’ Rivers, por entonces en la Universidad de Marquette, daba ya muestras de lo que sería posteriormente en la NBA: un base fiable con mucha valentía a la hora de afrontar la canasta rival.

También destacaron…:

Era todavía joven (28 años), pero la de Colombia fue la última gran competición de Dragan Kikanovic (21,1 puntos). Su sucesor, Drazen Petrovic, ya estaba llamando a la puerta.

Epi (18,1 puntos) era ya el mismo jugador imparable que dominó el baloncesto español durante los diez siguientes años. Su tiro tras pisotón, ‘marca de la casa’.

Anatoli Mishkin fue clave en la final, como hemos reseñado. Es considerado uno de los primeros ‘treses’ altos de la historia del baloncesto europeo (2,05).

Nadie podía con el gigantesco Vladimir Tkachenko, que entraba por segundo Mundial consecutivo en el quinteto ideal. Aquí tocó techo y cedió el protagonismo a Sabonis.

Colección MUSEO FEB ESPACIO 2014

Las anécdotas:

…A los equipos les costó aclimatarse sobre todo a las diferencias de altura entre las sedes, sobre todo a los que empezaron jugando en Bogotá (2.630 metros sobre el nivel del mar) y tuvieron que descender bruscamente a Cali para la fase final (1.103).

…De nuevo los máximos anotadores se concentraron en la fase de consolación (para decidir los puestos 7º a 13º), que se disputó en Cucuta. El panameño Rolando Frazer, que posteriormente fue ‘santo y seña’ en Manresa, fue quien lideró la tabla con 24,4 puntos. Tercero fue el uruguayo Wilfredo Ruiz (23,4) y cuarto, el costamarfileño Dié Drissa (21,6). Entre ellos se coló el australiano Ian Davies.

Fotografía Archivo Fotográfico MUSEO FEB ESPACIO

…En las plantillas hubo más jugadores que ya jugaban o acabarían jugando en España: otro panameño como Mario Butler; los canadienses Tony Sims, Ron Crevier, Leo Rautins, Gerald Kazanowski y Greg Wiltjer; el brasileño Oscar Schmidt; los soviéticos Sabonis, Valdemaras Homicius y Aleksandar Belostenny; los yugoslavos Boban Petrovic, Drazen Delipagic, Andro Knego y Mirza Delibasic y los norteamericanos Earl Jones y John Pinone.

…El anfitrión, como ocurrió con Filipinas en 1978, volvió a irse de vacío. Colombia demostró mucho entusiasmo, pero perdió sus seis partidos (y por 21 puntos de diferencia de media). Además, a su entrenador, Jim McGregor, le pagaron con un cheque sin fondos.

…Italia, subcampeona olímpica, no participó porque sus clubs no cedieron a sus jugadores a la selección, considerando que las fechas del campeonato chocaban con las de su liga. Su plaza la ocupó España.

Fotografía Archivo Fotográfico MUSEO FEB ESPACIO

La actuación española:

…Suele decirse que hay un antes y un después en el baloncesto español. La selección ya había avisado con sendos cuartos puestos en los Juegos de Moscú-80 y el Europeo de Praga-81. En Cali se repitió posición, pero obteniendo muchísima más atención por parte del aficionado medio, sobre todo a raíz del triunfo ante Estados Unidos. Los partidos, retransmitidos por la radio a altas horas de la madrugada, generaron una enorme expectación.

Fotografía Archivo Fotográfico MUSEO FEB ESPACIO

…España empezó ganando el partido clave, ante Panamá, para pasar a la siguiente ronda (88-85), lo que confirmaría después ante China (108-78). Sin nada en juego, cerró la fase de grupos con el famoso 109-99 a los norteamericanos en una grandiosa actuación conjunta de Corbalán (19 puntos), Sibilio (21), Epi y Fernando Martín (ambos 26).

…La fase final arrancó con una paliza a los anfitriones (137-84), para posteriormente caer frente a Yugoslavia (108-91). Había que ganar a Australia y Canadá para asegurarse estar en la lucha por el bronce y se logró (99-87 y 83-80, respectivamente). Después de una lucha inútil ante la URSS (106-93) llegaría ese partido por el tercer puesto de nuevo ante los yugoslavos. Los españoles protestaron mucho a los árbitros, que descalificaron a Corbalán y eliminaron por faltas a Jiménez, Epi y Solozábal. La tremenda lucha se resolvió a favor de los balcánicos por un espectacular 119-117.