10 MOMENTOS, 10 (de la jornada 04)

10 MOMENTOS, 10 (de la jornada 04)

Antonio Rodríguez

1.- Comenzamos el repaso por las mejores fotografías de la jornada. Aún incompleta, eso sí, pero que dio para escenas de lo más curiosas. ¿De quién es la posesión? ¿Quién exterioriza mayor deseo por la posesión del balón? Todos miran el dictamen arbitral, porque ya en la jornada 4, hay urgencias por ganar. Y a juzgar por las caras, hasta desesperos.

 

2.- Jonathan Rousselle entrando a canasta con la habilidad que lo caracteriza. Venía Monbus Obradoiro con aires altivos de co liderazgo. La verdad es que hechuras de buen equipo tiene. Y RETAbet Bilbao Basket, procurando difuminar borrones de tres derrotas en las primeras tres jornadas. Y lo consiguieron. Los vascos, liderados en anotación por este base francés (16 puntos) lograron algo que ha sucedido en contadísimas ocasiones en la Liga Endesa: que hasta 7 jugadores consiguieran 10 puntos o más. Los obradoiristas no tuvieron tanto “fondo de armario” y acabaron claudicando (99-91). Enhorabuena a los bilbaínos, fieles a su estilo de bloque.

 

3.- Más largo que un día sin pan. Así es este niño de 16 años que, hasta el próximo noviembre, no cumple los 17. Se llama Yannick Nzosa y pone estos tapones. La impotencia de los manresanos ante su presencia, aunque parezca increíble, es tan cruda como lo que indica la fotografía. No llegó ni a 12 minutos su participación, dándole tiempo a lograr 10 puntos y dos tapones de esta factura. Cierto es que el partido lo ganó BAXI Manresa en el mismísimo Martín Carpena (86-90), donde Jonathan Tabú (17 puntos) y el joven Guillem Jou (16) lideraron a los de Pedro Martínez en la sorprendente victoria.

 

4.- ¿Repetimos lo de “más largo que…”? No es necesario. Pero teníamos que cumplimentar la acción defensiva del momento anterior, con esta en ataque. Y es que, el chavalín puede ejecutar acciones así, porque ya tiene maestría para continuar bloqueos. Cuándo arrancar y cómo. Y a seguir aprendiendo, acumulando conocimientos. El cielo es su límite… porque hay un enorme trabajo detrás.

 

5.- Seguimos con acciones espectaculares. En la tarde del sábado, en el Principado de Andorra, algún seísmo tuvo que notarse ante este tapón de Tyson Pérez. Ferrán Bassas que iba en la entrada a canasta, sintió por detrás este momento y sus onda expansiva. Pérez logró 16 puntos, capturó 6 rebotes, anotó 3 de 4 lanzamientos triples y se quitó el sombrero para colocar dos como estos. Y aún así, en un final igualadísimo, el Joventut supo sacar tajada y vencer (87-89).

 

6.- Lo que hablábamos de cuando la necesidad aprieta. Visitaba Movistar Estudiantes el Fernando Martín, el feudo de Urbas Fuenlabrada, con la tiritona de no haberse estrenado aún en liga. La tragedia es que los locales, tampoco. Fieras hambrientas por un triunfo que necesitaban ambos. Vean a Meindl, Arteaga y Upshaw, por un balón como si llevase el último suspiro vital. Precioso encuentro, cargado de nervios y un triunfo por la mínima de Movistar Estudiantes que, por primera vez, sonrió esta temporada (81-82).

 

7.- La acción de Ilimane Diop es seguida por la angustia de Jordan Davis, que parece dar una patada al aire. Curiosísima imagen para mostrar que, lo vivido en el Fernando Buesa Arena, fue todo extraño. Éxito de los murcianos, que llegaban muy escocidos tras la remontada de Iberostar Tenerife, con un sonoro triunfo en Vitoria (75-83) para consolidarles con 2 victorias y 2 derrotas, infringiendo el primer traspiés a TD Systems Baskonia, que lo curioso es que venía bailando de su debut en Euroliga ante el Real Madrid.

 

8.- Y es que en Vitoria, confianzas, pocas. Y malos partidos conllevan miradas así. El caso es que, a pesar de crear mucho temor, hay una mezcla de enfado y desespero. El entrenador, por muy fiero que pueda parecer Dusko Ivanovic, no es más que alguien en una banda, desamparado por momentos. Que no juega y está a merced del acierto de sus jugadores. Pero, venga, que sí, que la imagen da algo de miedito.

 

9.- Más de miradas. Esta de Youssou Ndoye. Determinación por conseguir algo positivo rodeado de contrarios. Y no solo él, sino sus compañeros lo secundaron para conseguir otra de las sorpresas, con el triunfo ante Valencia Basket (95-85). En este envite, James Feldeine (26 puntos) fue quien sacó a pasear las mejores actuaciones de tiempos fuenlabreños, para lograr un 9 de 12 en tiros de campo y poner en jaque a toda la defensa valenciana.

 

10.- Y nos despedimos, a la espera que se jueguen los tres encuentros restantes. Que todo siga con intensidad y emoción. Pero también, con la elegancia con la que Oriol Paulí finaliza este contragolpe. Todo su cuerpo está perfectamente colocad como para finalizar esta acción. Y es que, de la belleza también vivimos. ¡Hasta la semana que viene!