“10 MOMENTOS, 10” de la jornada 24

“10 MOMENTOS, 10” de la jornada 24

Antonio Rodríguez

1.- Los dos primeros clasificados de la Liga Endesa, Real Madrid y Caja Laboral, en el salto inicial. Arriba, muy arriba. De momento, más que nadie. El Fernando Buesa Arena es un gran escenario para estos dos gigantes.

2.- .- La lucha por el rebote es muy complicada entre los jugadores del C.B. Canarias. En este caso, Jakim Donaldson se hace con el balón ante la fuerte oposición de Jawai. La inferioridad en centímetros de los canarios es un problema que se intenta paliar con agresividad. Y la tienen. Ante todo un F.C. Barcelona Regal, cogieron más rebotes (30 a 27).

3.- Espectacular panorámica del Santiago Martín, en La Laguna. Como bien dice Juanma Iturriaga, en un pabellón coqueto, esta afición identificada con su equipo, les puede llevar en volandas hacia la permanencia. Este es un sello de la Liga Endesa como nadie más tiene en Europa.

4.- Saúl Blanco encuentra en la zona el resquicio que nunca dejan los azulgranas a sus rivales. Con esta convicción, se pueden lograr 21 puntos.

5.- Jakim Donaldson, aunque no tuvo un partido muy brillante, se esforzó por el bien común. Aunque en esta acción defensiva de Lorbek, se puede entender que lo de anotar, sea harto complicado.

6.- Herbalife Gran Canaria anotó 53 puntos en el partido. Es como pegarse contra un muro. Verdad, ¿Xavi Rey?

7.- Cualquier manera es buena para anotar. Y si hay que hacer este escorzo de lo más fotogénico, como en este caso Corey Fisher en Murcia, pues hay que hacerlo. 18 puntos como estos. Todo sea por la victoria de tu equipo.

8.- Cuando Sinanovic salta, todos miran. No es para menos. Aún así, no fue suficiente para conseguir la victoria de Miribilla (87-81).

9.- Lamont Hamilton ejemplifica perfectamente un gesto defensivo: la posición básica. Piernas flexionadas, concentración, agresividad...pero prisas. Meter la mano es precipitado. ¡Zas! Falta.

10.- Hacer felices a dos personas. Eso pensó Rafa Martínez dando esta asistencia a Lischuck, para zafarse de Barnes. Si se hace así de elegante, mucho mejor.