ENTREVISTA A SERGI VIDAL: “QUERÍA VOLVER A CASA. BADALONA TIRA MUCHO”.

ENTREVISTA A SERGI VIDAL: “QUERÍA VOLVER A CASA. BADALONA TIRA MUCHO”.

Antonio Rodríguez

Sergi Vidal fue de los veteranos que ayudó a ganar a su equipo, el FIATC Mutua Joventut, en su importante victoria a domicilio ante el CAI Zaragoza en el debut liguero (74-79). En 25 minutos, aportó 8 puntos, 6 rebotes y sobre todo una gran actividad defensiva, pilares para el triunfo allí. Un final igualado donde un parcial de 7-20 para acabar, les valió parar amarrar su éxito en el casillero. Finales que al Joventut se les escapó en la pasada temporada en más ocasiones de las deseadas, debido a falta de experiencia del plantel:

“Junto a mucha juventud, este año hay más veteranía que el pasado. Me gusta lo que hay y la química que tenemos. En la posición de base hay más experiencia, con Demon Mallet, en la de escolta como es mi caso, luego Albert (Miralles)… eso, sin hablar de los que estuvieron lesionados. Creo que la gente echó en falta esa dosis de veteranía y saber lidiar más en situaciones extremas, porque se perdieron unos cuantos partidos en los minutos finales por muy pocos puntos”.

Sergi Vidal regresa a Badalona, su casa, después de muchas experiencias y circular “los mares” de cuatro equipos en la Liga Endesa: Laboral Kutxa, Real Madrid, Guipuzcoa Basket y Unicaja.

“Estaba encantado en Málaga. Con la ciudad, jugábamos Euroliga… pero al tener 13 plazas en la plantilla, jugaba poco. Escuchando ofertas este verano, por un poco menos de dinero de lo que me ofrecían, me quedaba en casa. Por un lado está Albert (Miralles), que es como mi hermano, tenía ganas de regresar al hogar, en el club en el que me crié y donde me gusta cómo se juega. Llevo 14 años fuera y la decisión no fue muy difícil. Badalona tira mucho”.

Redundando en piezas clave que pueden aportar por su veteranía, nos paramos en el director: el repescado base Demond Mallet.

“A Demond no lo conocía personalmente. A lo largo de tu carrera ves jugadores que están de paso y no se implican mucho. Y para nada ese es su caso. Hablas con él y el tío tiene montones de recuerdos de Badalona y su anterior etapa. Se sigue acordando de la gente, te dice ‘éste cuando yo estaba era así’ sobre los rivales. Eso dice mucho. Lo tiene todo muy fresco. No es el típico que pensar ‘yo vengo aquí, hago mis tiros y me voy’. En absoluto”.

Sergi Vidal no sabe qué esperar de la competición en este curso. Sus años compitiendo le hacen ser cauto.

“Necesito un poco más de tiempo para ver el nivel de los otros equipos. Tenemos claro que hay cuatro o cinco que juegan otra liga. Y los demás, pues se jugarán las plazas de Copa del Rey y del Playoff. Eso lo irá diciendo la propia competición e iremos viendo cómo nos vamos adaptando. Hay un nivel muy parecido entre todos esos que no son los cinco primeros, y al final deciden química entre los jugadores, pequeñas cosas que hacen ganar un partido o no. En ese caso, nosotros, ilusión y ganas tenemos todas las del mundo. Realmente, la competición suele ponerte en tu lugar, con mínimas variaciones. Y esas variaciones pasan por un puñado de partidos igualados. La pasada temporada se quedó en noveno lugar y si se hubiesen ganado un par de partidos más de esos, ahí tienes el playoff y la temporada hubiese sido un éxito”.

Algo que esperan de ésta. Badalona es su tierra, la ciudad que respira baloncesto, aunque eso haga que tenga en cada uno de sus habitantes un entrenador que opine y sentencie.

“Badalona es así para bien o para mal. Me encanta que sea una ciudad de baloncesto. La gente tiene derecho a opinar y sus opiniones, sean acertadas o no, a mí me parecen más valiosas partiendo de un lugar donde se habla más de baloncesto que de fútbol. Y por eso para mí, es más respetable”.

Pues esta ciudad, recibirá al equipo este fin de semana, ante el Tuenti Móvil Estudiantes. Ganas y deseos por dar buena imagen a la parroquia verdinegra. Algo que a Sergi Vidal, motiva mucho.

“Te puedo asegurar que estoy muy satisfecho”.