Retrato nº 66: Greg Stewart, un mito en Las Palmas

Retrato nº 66: Greg Stewart, un mito en Las Palmas

Antonio Rodríguez

Desde Endesa Basket Lover queremos vuestros recuerdos. Que forméis parte de la historia también. Momentos que marcaron vuestras y nuestras vidas, imágenes que sirvieron para inmortalizarlas. Y eso es lo que queremos, enmarcar todos esos retratos, que forman parte un poquito de nuestras vidas. Cada semana os mostraremos una instantánea para que nos cuentes dónde y cómo lo viviste. Seguro que sirvieron para enamorarte aún más de este deporte. Cuáles eran tus expectativas a partir de ese momento, qué supuso para ti aquel día, cómo lo recuerdas. Siempre hay historias alrededor de estos retratos, algunas incluso que ayudan a acrecentar su épica. Siéntete partícipe y háblanos de tu experiencia. Endesa Basket Lover servirá como tablón y escaparate. Estamos deseando escucharte. 

 

RETRATO Nº 66: GREG STEWART, UN MITO EN LAS PALMAS

por Antonio Rodríguez (5/1/2018)

Liga 88/89 J.01: TDK Manresa 81-79 Gran Canaria (15.10.88)

Esta es la estampa de un señor satisfecho, en el momento de anota uno de sus 5 tiros libres. En Manresa, en la primera jornada de liga, en la que volvía a lucirse el Gran Canaria retornando a las pistas ACB, fue el punto de partida. Greg Stewart fue fichado por el Claret Las Palmas a los pocos días de haber consumado su descenso a la 1ª B. Poderosa apuesta con un objetivo más que claro. Y un americano como él, cotizado en el baloncesto español, que acababa de jugar unas semifinales, sería el faro que les guiase nuevamente al máximo escalafón. Dos temporadas después, aquí lo tienen, lanzando tiros libres en el viejo Congost. En la ACB.

Recientemente y como ya indicamos en el artículo de la pasada semana (que fervientemente les recomendamos), el número 11 de Greg Stewart fue retirado con todos los honores en el Gran Canaria Arena. Nadie más en la historia del Herbalife vestirá la camiseta con tal dorsal. Porque a lomos de este estadounidense, fallecido por desgracia en enero de 2018, el club se afianzó y se ganó nombre y respeto entre el resto. El Centro Insular llegó a ser una plaza maldita para muchos, porque debían enfrentarse a toda una afición espoleada por las canastas de Greg Stewart como timón y guía en esta aventura.

Pueden ver las estadísticas en ACB en cada una de sus temporadas, para darse cuenta que en esta primera, sus 26.3 puntos de promedio y un 56,8% en tiros de campo (más 10,6 rebotes) lo volvieron a señalar como una de las estrellas de la Liga Endesa. Calidad en ataque tenía a raudales partiendo de su enorme técnica individual. Que desde la posición de “4” en este siglo XXI, casi siempre encarando el aro y a su adversario, conseguía canastas de mucho mérito sin tirar de un físico carente de explosividad. El uso del cuerpo para proteger sus lanzamientos cortos, con pivotes y semiganchos y su tiro en suspensión, eran un martillo pilón para los entrenadores rivales.

Cimientos para los mejores años en la historia del club hace 30 años. Todo un referente, querido e idolatrado en la isla… desde donde queremos que nos cuenten. Stewart jugó en Zaragoza, en Badalona (dos etapas diferentes con un paso por Israel entre medias), finalizando en Granollers y Cáceres. Pero nos centramos en la tierra donde volcó toda su pasión y dese donde requerimos vuestros recuerdos. Greg Stewart, el -a partir de ahora- eterno número 11 de Herbalife Gran Canaria. ¡AHORA TE TOCA A TI!