MarQuez Haynes: Decepcionante temporada en Gran Canaria de un buen anotador

MarQuez Haynes: Decepcionante temporada en Gran Canaria de un buen anotador
Pese a no brillar en Gran Canaria consiguió proclamarse campeón en Italia con el Reyer Venezia

Javier Ortiz Pérez

No le fue excesivamente bien a MarQuez Haynes en el Gran Canaria 2011-12. Era una apuesta potente por la capacidad anotadora que había demostrado en Francia y el ‘plus’ que suponía su pasaporte georgiano, pero la insatisfacción con los resultados fue mutua. Lo demuestra que había un contrato firmado para la 2012-13 que ambas partes pactaron no cumplir. Era mejor separar los caminos.

A ambos les ha ido bien desde entonces: el conjunto de Las Palmas ha crecido hasta tal nivel que la próxima temporada disputará la Euroliga y Haynes se ha reconvertido a ser un buen americano complementario, jugando en buenos equipos del continente. Desde luego, y a la vista de lo sucedido después, no se explica bien lo sucedido en la isla, sobre todo ese pálido 28% de acierto en tiros de tres puntos. Sus 10,9 de media quedaron deslucidos por eso y por su magra aportación en otros aspectos como el rebote (2,2) o la distribución de juego (1,6 asistencias) en 25 minutos en pista.

Espectacular mate en el Gran Canaria

La irregularidad marcó su trayectoria como amarillo: lo mismo era el jugador de la jornada 12 tras clavarle 35 puntos a domicilio al Valladolid que apenas unos días después se quedaba en 3 (1/8 en tiro) ante el Lagun Aro GBC. Sobre sus hombros estuvo siempre el enorme peso de tener que sustituir a un tipo tan fiable y que dejó tanta huella en el club grancanario como Jaycee Carroll. La temprana marcha de Rasual Butler en pretemporada le acabó dando demasiada responsabilidad. “Quizá ese protagonismo sobrevenido y la excesiva atención que acompañaba le vinieron mal”, afirma Ruyman Ferrera, del blogdelgranca.

“Era un escolta pequeño, explosivo, espectacular cuando podía terminar con mates, pero con un tiro irregular desde el triple y abuso del bote en ataque. Los posteriores escoltas anotadores que llegaron a la isla, como Ryan Toolson o Ben Hansbrough dejaron un recuerdo mucho más positivo que Haynes”, añade. Desde luego, a nivel colectivo fue la peor temporada del club en los últimos 15 años: terminó en el puesto 14 con solo 13 triunfos, solo dos más que los equipos que ocuparon plaza de descenso.

Tejano de nacimiento, su primera etapa universitaria no le fue bien en el Boston College y tuvo que regresar a casa, a Texas-Arlington. No fue ‘drafteado’ y desde entonces (2010) su carrera se ha desarrollado íntegramente en Europa, empezando por Francia (Elan Chalon) y siguiendo en Alemania (Artland Dragons) tras su fallido paso por Gran Canaria. También ayudó a la selección de Georgia en el Eurobasket de 2011 (8 puntos por partido).

Posteriormente, su condición de comunitario le ha acercado incluso a ‘grandes’ como el Maccabi Tel Aviv o el Panathinaikos, aunque en ninguno de los dos sitios logró un puesto significativo en la rotación. Más a gusto se siente cuando tiene mucho protagonismo en ataque, como le ha ocurrido desde el 2016 con el Reyer de Venezia, al que ayudó decisivamente a que lograse el título italiano hace un año. Pronto cumplirá 32 años y todavía le queda cuerda para rato, quién sabe si incluyendo una segunda oportunidad en España.

CONOCE MÁS HISTORIAS DE JUGADORES DE LA MANO DE JAVIER ORTIZ

 

Con el Chalon, su primer equipo europeo.