Alex Bradley: Americano polivalente en Valladolid dentro de la 'liga del cambio'

Alex Bradley: Americano polivalente en Valladolid dentro de la 'liga del cambio'
Junto a Steve Trumbo, el americano con el que compartió vestuario en el Forum Valladolid 1983-84.

Javier Ortiz Pérez

Alex Bradley fue uno de los americanos de la ‘liga del cambio’, la 83-84, cuando se pasó de una plaza de extranjero a dos, una de las grandes decisiones que tomó la Asociación de Clubes de Baloncesto tras empezar a organizar la competición. La peculiaridad que tuvo la llegada de Bradley a Valladolid fue que se trató de los pocos ‘no pívots puros’ que llegaron entonces, porque lo habitual fue –y se mantuvo así durante años y años—apostar por interiores.

Bradley, nacido en Florida, tenía pedigrí, para empezar: había sido tres años capitán en la prestigiosa universidad de Villanova, donde coincidió durante dos años con John Pinone. Y hasta consiguió un hueco en el ‘draft’ de 1981 (cuarta ronda, número 86) escogido por los New York Knicks. Contra todo pronóstico para alguien de su posición, accedió a la plantilla 81-82 del equipo del Madison Square Garden, aunque su participación fue  bastante escasa en 39 encuentros (8,5 minutos, 3,5 puntos y 1,7 rebotes). Tuvo que ser aquel un vestuario bastante complicado, con Michael Ray Richardson, su gran estrella, siendo acusado años después de amañar partidos para saldar deudas con su habitual proveedor de cocaína.

Nuestro protagonista de hoy acabó la siguiente campaña en el Mestre italiano, donde hizo pareja con Essie Hollis. Era un ‘3’, aunque podía echar una mano al ‘4’. Empezó bien, llamando la atención por sus ‘muelles’ en los pies, pero poco a poco acabó perdiendo protagonismo  en detrimento del otro extranjero, un Steve Trumbo que alucinaba a todos por su capacidad para rebotear y anotar del modo más sencillo.

Tantas dudas fue levantando que llegó a hablarse de que sería sustituido cuando el equipo pasó una mala racha de resultados, pero finalmente aguantó en su puesto. Después de eludir los ‘playoffs’ de permanencia, el Forum Valladolid acabó disputando la primera ronda de los del título, cayendo por 2-0 ante el Joventut. Acababan ahí los 30 partidos de Bradley en España con promedios de 21,4 puntos y 8,5 rebotes con muy poco descanso, como correspondía a los americanos de la época (37 minutos en cancha...).

Después estuvo sobre todo en Francia (dos años en el Stade Français y uno en el Reims), pero también en Bélgica con el Pepinster. Su último equipo registrado fueron los Philadelphia Aces de la USBL en 1988.

Como se había licenciado en Empresariales en Villanova empezó su camino en el mundo de los préstamos, ayudando a pequeños emprendedores según su perfil de LinkedIn. También trabajó por su cuenta hasta que ejerció como oficial de seguridad en el estado de Delawere. Según contaba ahí, estaba “buscando ayuda para un nuevo comienzo”.

CONOCE MÁS HISTORIAS DE JUGADORES DE LA MANO DE JAVIER ORTIZ