Jimmy Oliver: Tirador exquisito que ejerció tres veces de sustituto en España

Jimmy Oliver: Tirador exquisito que ejerció tres veces de sustituto en España
Tirador exquisito que ejerció tres veces de sustituto en España

Javier Ortiz Pérez

Elegante mecánica en Huelva.
Elegante mecánica en Huelva.

Excelso tirador este Jimmy Oliver, muy elegante en su mecánica, muy ortodoxo. Era toda una amenaza desde media y larga distancia y construyó una buena carrera, aunque da la impresión de que, por unas cosas o por otras, no acabó de dar en el clavo con los tres sitios en los que jugó en España: Ferrol, Salamanca y Huelva. En los tres casos tuvo que ‘coger el tren en marcha’, sustituyendo a otros norteamericanos. Hubiese estado bien verle una temporada completa.

Oliver está en el 1,96, a medio camino en entre ser escolta y alero alto. Tres años bastante buenos en la universidad de Purdue ofrecieron como consecuencia su puesto 39 en el ‘draft’ de 1991. Sin embargo, los Cavaliers no le dieron mucha bola la siguiente campaña (27 partidos 3,6 puntos) y fue cortado. Tras no entrar en la plantilla definitiva de los Pistons, tuvo que buscar acomodo en la CBA a la espera de una llamada interesante. Esta se produjo cuando terminaba la 92-93 procedente de Galicia para sustituir a John Pelphrey, otro tirador nato. Su aportación en siete partidos en Galicia (cuatro partidos de liga regular y tres de ‘playoff’) fue interesante: 13,5 puntos en 22,8 minutos.

Su idea era asentarse en la NBA y los Celtics le dieron la oportunidad al poco tiempo, aunque su papel siguió siendo bastante secundario (4,9 puntos en 44 partidos). Volvió a España como sustituto de Todd Mitchell en Salamanca y cumplió con creces con su papel de ‘abrelatas’: 19,8 puntos. Sin embargo, volvió a acabar en la CBA y no tuvo suerte en su siguiente aventura europea, en Francia, cuando fue rápidamente cortado por el Nancy.

Con los Celtics.
Con los Celtics.

En la 97-98 volvió a ejercer de sustituto, en esta ocasión de Jeff Martin (ex compañero suyo en Salamanca). Fue en el Huelva y, pese a sus 19,5 puntos, el equipo descendió. Ya no volvería a jugar en España, aunque sí en la NBA, donde tuvo contratos de diez días en Toronto, Washington y Phoenix. Mejor suerte tuvo posteriormente en Eslovenia, ganando liga y copa con el Olimpia de Ljiubiana, y en el Maroussi griego, llevándose la Copa Saporta del 2001 con él anotando 31 puntos en la final frente al Chalon. El tipo aguantó hasta los 38, cuando jugó con el Apollon Patras.

Hay un momento muy especial en su carrera: durante el ‘lock-out’ de 1998, los profesionales de la NBA se negaron a ir al Mundial de Grecia, por lo que USA Basketball tuvo que tirar de una selección de estrellas ‘europeas’. Oliver, pese a que acababa de bajar con el Huelva, entró en los doce definitivos y fue el máximo anotador del equipo (11,8). Visto con cierta perspectiva, tuvo mérito el bronce cosechado por aquel sucedáneo de ‘Dream Team’ en el que había otros ‘españoles’ como David Wood, Michael Hawkins, Ashraf Amaya, Wendell Alexis, Jason Sasser y Bill Edwards.

Sobre su vida actual, se sabe que ha estado involucrado en una organización benéfica que intentaba integrar religión y baloncesto llamada JAM (Jesus’ Athletic Ministry).

Imagen reciente.
Imagen reciente.