Marcus Haislip: Estelar con Scariolo en Málaga, peleado con Ivanovic en Vitoria

Marcus Haislip: Estelar con Scariolo en Málaga, peleado con Ivanovic en Vitoria
Estelar con Scariolo en Málaga, peleado con Ivanovic en Vitoria

Javier Ortiz Pérez

Marcus Haislip – ‘Rookie’ con los Bucks.
‘Rookie’ con los Bucks.

Perteneciente ya a una época en la que los norteamericanos no marcan drásticamente la diferencia en nuestra liga, Marcus Haislip puede ser considerado uno de los mejores llegados aquí en la última década. Eso sí, hay una diferencia fundamental entre sus dos equipos: mientras que triunfó plenamente en el Unicaja durante dos temporadas (2007-08 y 2008-09), se estrelló en un puñado de partidos que disputó en el Caja Laboral 2009-10 y tuvo que salir por la puerta de atrás.

Haislip era una apuesta sobre seguro cuando llegó a Málaga. Formado en la universidad de Tennessee, la más importante de su estado natal, fue seleccionado con el número 13 en el ‘draft’ de 2002 por Milwaukee Bucks, que no parecieron confiar mucho en él a lo largo de las dos siguientes temporadas (apenas 11,3 y 8,5 minutos de promedio). Acabó en Indiana, donde siguió esa línea, por lo que acabó en Turquía: primero en el Ulker (al que abandonó de forma unilateral) y luego en el Efes.

Marcus Haislip – Machacando en el Unicaja.
Machacando en el Unicaja.

En verano de 2007, Unicaja hizo un esfuerzo importante por tenerle en sus filas. Todos se frotaban las manos. "Hemos incorporado un ‘4’ con una gran trayectoria en Europa y con experiencia en la Euroliga. Seguro que va a ayudar mucho al equipo y que va a fortalecer nuestro juego interior”, djio el presidente, Francisco Molina. “Felicito y agradezco al club por haber hecho un esfuerzo para la incorporación al equipo de un jugador que había recomendado personalmente con especial interés. Marcus Haislip es un jugador atlético, con margen de mejora en el tiro, que podrá llegar a ser una gran estrella del baloncesto europeo si trabaja para mejorar el pase y la lectura del juego. Formará con Carlos Jiménez y Germán Gabriel una bien armada posición de ‘4’, nos permitirá en determinados momentos subir la altura del quinteto en cancha jugando junto a Carlos, e incluso podrá constituir una alternativa táctica en el puesto de cinco para abrir aún más el campo”, añadía Sergio Scariolo, ambos en acb.com.

El ‘scouting’ era correcto: Haislip era un jugador muy peligroso en ataque, de un gran salto y con buena mano. Las expectativas se cumplieron a nivel individual (14,1 puntos y 4,2 rebotes), pero en las dos temporadas el equipo no se anotó ningún título (estuvo cerca la Copa del 2009) y ambas partes dividieron sus caminos.  Había cierta queja alrededor del ala-pívot: entrenaba a su ritmo y un poco cuando le convenía.

Hizo un nuevo intento en la NBA, pero los Spurs 2009-10 solamente le dieron diez partidos y acabó siendo seducido por el Panathinaikos. La siguiente campaña llegó el extraño episodio con el Baskonia: sufrió un esguince que le iba a tener de tres a cuatro semanas de baja, pero no siguió el plan de recuperación del club y faltó a varias sesiones. La consecuencia fue un expediente disciplinario que le dejó en la calle para alegría tanto suya como de Dusko Ivanovic, con el que obviamente no había congeniado. Solamente había jugado siete partidos ligueros.

Marcus Haislip – Muy pocos partidos en Vitoria.
Muy pocos partidos en Vitoria.

A partir de entonces, parece haberle dado más importancia a los dólares que a la competitividad: apenas ha parado de jugar aquí y allá, sobre todo en China, pero también en Líbano y Túnez. Las dos últimas campañas sí eligió una liga más fuerte como la turca, pero acaba ha vuelto al basket chino con el Guizhou. Con 35 años se permitió hacer recientemente un partido gigantesco: 51 puntos (13 triples), y 21 rebotes. Con 35 años puede seguir jugando todavía bastante tiempo.