Rick Hughes: Clave en dos ascensos

Rick Hughes: Clave en dos ascensos

Javier Ortiz Pérez

Murcia 2006-07.
Murcia 2006-07.

Un tipo bastante duro este Rick Hughes, habitual en las canchas españolas durante unos cuantos años. Fuera de la pista parece un hombre mucho más refinando (ya lo veremos más adelante) que en ellas, cuando se caracterizaba por una fiereza descomunal en la lucha bajo los tableros. Su principal virtud por aquí fue ser protagonista de dos ascensos a la máxima categoría, uno con el Murcia y otro con el León, además en años consecutivos (2006 y 2007).

No parece haberlo tenido fácil en su carrera en el mundo de la canasta. Partiendo de una universidad muy pequeña como la de Thomas More College, en Kentucky, no entró en el ‘draft’ y se buscó la vida en la IBA con los Dakota Wizards y en Chipre y Líbano. Pero siguió peleando y consiguió 21 partidos en la 99-2000 con los Dallas Mavericks (3,9 puntos y 2,2 rebotes en 10,7 minutos).

Mediada la 2000-01 llegó a Ourense para intentar salvar al equipo del descenso, pero tampoco pudo acabar la campaña por lesión (solo 14 encuentros). Su peregrinar continuó en la ABA, Francia, de nuevo Líbano, Italia y Alemania. Su regreso a España en la 2005-06 no pudo ser más triunfal, siendo clave en que el Murcia subiese en aquel dramático ‘playoff’ frente al CAI Zaragoza. Sus 13,4 puntos de la liga regular pasaron a 15,4 de las eliminatorias, manteniéndose en 5,9 rebotes.

En la siguiente campaña también fichó por León en diciembre y el equipo ganó la Copa Príncipe de Asturias y más tarde ascendió (16,3 puntos y 5,7 rebotes en los ‘playoffs’). Eso le dio la oportunidad de volver a jugar en la ACB, ocho años después de su experiencia orensana, pero no llegaría a concluir la temporada tampoco y se marchó a Chipre casi al final, con el equipo casi descendido. Cerraba así 29 encuentros en la máxima categoría entre las dos etapas y unos buenos 15,2 puntos y 6,3 rebotes en 29 minutos. Después de otro paso por León en LEB (unos meses en la LEB Oro 2009-10), sus dos últimos años fueron en el Hyeres-Toulon de la liga francesa, apurando el basket hasta casi los 40.

 En León 2008-09.
En León 2008-09.

La red social profesional Linkedin no suele ser de gran ayuda para nuestros perfiles (el usuario apenas inserta algo más que los sitios donde ha trabajado), pero esta vez sí. Hughes tiene una exhaustiva página en la que habla del pasado y del presente.

“Jugué 15 años, 14 de ellos en ligas europeas (…). Durante ese tiempo fuera, fui el extranjero y tuve la posibilidad de asimilar otras culturas mientras mantenía mi propia identidad (…). Tuve que dejar al margen mis ideas preconcebidas para lograr el objetivo común: ganar. Esa parte de mi historia ha revolucionado mi concepto de normalidad, permitiéndome inevitablemente pensar siempre fuera de lo establecido”, reflexiona.

Su primer trabajo de regreso a América fue entrenar de nuevo en el Thomas More College. “Terminamos la temporada (2012-13) con una marca de 23-5, la mejor en la historia del centro, mientras cambiaba para siempre los límites de la mente de los chicos”, asegura. Y es que “en los últimos 18 años he llevado a cabo seminarios y charlas motivacionales en cárceles locales, centros de detención para jóvenes y centros de rehabilitación en la zona de Ohio, así es que estoy acostumbrado y cómodo en cualquier escenario que se necesite”.

También dice de sí mismo que es “extremadamente eficiente, ya sea trabajando de forma independiente o en equipo, manteniendo excelentes relaciones” y que es un “punto de orgullo mejorar en cualquier capacidad en la que se tenga confianza en mí”. Por lo que parece, trabaja en una empresa de soldeado (‘blow mold’), ELK,  como responsable de área.

Imagen en su perfil de Linkedin.
Imagen en su perfil de Linkedin.