Brad Wright: El más serio de los 'Jackson Five' dirige una liga

Brad Wright: El más serio de los 'Jackson Five' dirige una liga
Histórico 1993: Howard Wood, Chandler Thompson, Brad Wright y Andre Turner. Falta Jackie Espinosa. (Don Basket).

Javier Ortiz Pérez

Ocurrió en la temporada 93-94. Fue un hecho histórico y muy comentado en la Liga ACB: por primera vez, un equipo había fichado a cinco jugadores negros --permitidme saltarme eufemismos tipo 'de color'-- y podía hacerlos coincidir en la cancha. Fue el Coren Orense, que ya tenía a Andre Turner y Chandler Thompson de la anterior campaña y les unió otro norteamericano, Brad Wright, y los nacionalizados Jackie-Juan Espinosa y Howard Wood. Hoy se puede lograr con cierta normalidad, pero aquello fue impactante. Me gustaría hablar de los cinco, pero hoy voy a recuperar la figura de Wright, seguramente el más seriote (jugando) del quinteto. La prensa, siempre tan ingeniosa, no tardó en bautizarlos como los 'Jackson Five'.

Brad Wright ya había estado en Ourense un par años antes dentro de una carrera que, un poco al estilo de la época, incluía una participación muy sumaria en la NBA (14 partidos con los Knicks y 2 con los Nuggets), muchos minutos en la CBA y cierto protagonismo en Italia. Tiene además el 'sello UCLA'.

Fue la solución de urgencia para Tim Shea --entrenador norteamericano del equipo-- para el desacertado fichaje de Jerry Walker, que no llegó a iniciar la temporada. Desde luego, Wright, que ya superaba la treintena por entonces, aseguraba con su corpachón --el de Wood tampoco era flojo-- el trabajo defensivo y reboteador que hacía falta para compensar la locura ofensiva de Turner, Espinosa y Thompson. Las guías le dan 2,09 de altura. No eran muchos los jugadores que entonces en España tenían esa talla.

El experimento no salió mal. Wright, un poco en la línea que también había tenido en Manresa en la 91-92, hizo 12,6 puntos y 6,4 rebotes y el equipo se asomó incluso a los 'playoffs' por el título, un territorio al que no estaba muy acostumbrado. Pero no continuó y regresó a la Primera División --donde ya había estado el año anterior, en Las Rozas--, donde ni siquiera acabó la temporada con el Llobregat. En su siguiente equipo, el Siena, también fue cortado. Era 1997. Desde entonces parece que ha tenido una intensa vida. Ahora es el comisionado en Los Angeles de la Venice Basketball League, una competición de baloncesto callejero (aunque juegan a toda pista y 5vs5). Podéis curiosear un poco en la página de la VBL si os interesa ese mundillo.

Antes había sido entrenador en Pierce College, Ontario y Orange Coast, además de poseer una empresa de etiquetado y ejercer de comentarista televisivo.

Lo curioso es que, según veo en su Facebook (en el que hay fotos, además de con Gasol, con gente como Don King o el mitiquérrimo John Wooden), pasó las navidades del 2010... en Ourense.