TE TOCA A TI

TE TOCA A TI
Cuando las anotaciones estelares tienen oposición con otro jugador

Antonio Rodríguez

Cuando las anotaciones estelares tienen oposición con otro jugador

Hubo un momento en que Darius Adams parecía estar solo en el parquet del Fernando Martín de Fuenlabrada. Su flujo anotador fue tan impactante en los primeros minutos del choque del pasado fin de semana, que dio la sensación que el único que tenía llave para encestar, era él. Hasta que rivalizó Marko Popovic.

Darius Adams, el anotador compulsivo de la actual Liga Endesa (ACB Photo / B. Pérez).
Darius Adams, el anotador compulsivo de la actual Liga Endesa (ACB Photo / B. Pérez).

Popovic fue capaz de anotar 11 puntos en el primer cuarto, que serían muy destacados si no fuese por los 25 del estadounidense. De hecho, en ese ansia por ganar a toda costa, el base croata seguía y seguía anotando, hasta llegar también a la excepcional cifra de 36 puntos. Así contestó a los 41 de Adams, en algo semejante a un duelo en OK Corral.

Si una puntuación alta es espectacular, imaginen dos. Tanto Adams como Popovic consiguieron algo que hace casi 20 años no sucedía en la historia de la Liga Endesa: que dos jugadores en un mismo partido, superasen los 35 puntos. Tal magnificencia sucedió por última vez en la temporada 97/98. Exactamente, desde el 15 de noviembre de 1997 donde dos bases nuevamente, Jonathan Haynes y Tony White, con 37 y 35 puntos respectivamente, llegaron o superaron tal cifra. Esta circunstancia, que gracias a Darius Adams y Marko Popovic hemos tenido ocasión de conocer en este siglo XXI, se dio en 10 ocasiones en la década de los 90 (desde la temporada 90-91) y en 29, durante las 7 temporadas de la década de los 80, desde que se inició la ACB en la temporada 83/84.

David Russell y Kevin Magee protagonizaron uno de los primeros duelos (ACB Photo).
David Russell y Kevin Magee protagonizaron uno de los primeros duelos (ACB Photo).

Y con esta justificación de los sonados 35 puntos -o más-, hemos buscado quienes han sido tales protagonistas, que en un mismo enfrentamiento se pusieron manos a la obra en la desenfrenada tarea de anotar y anotar. Como podrán ver, hay nombres ilustres entre los mejores en la historia de nuestra liga. Se dio el caso que la confrontación se dio entre dos españoles (Samuel Puente y “Chicho” Sibilio en las últimas horas de 1984), o de cómo máquinas anotadoras como David Russell o Arvydas Sabonis, lo hicieron con diferentes equipos ¡Ah! Y lo más alucinante es que en cinco de los casos, los de la ‘fiebre anotadora’ fuesen del mismo equipo, con el actual entrenador de Portland Trail Blazers, Terry Stotts, como uno de los protagonistas. Solamente en un caso, en un choque de playoff entre Real Madrid y Estudiantes, con dos prórrogas, se dio el caso que fuesen hasta 3 los que alcanzaron o superaron estos benditos 35.

Mike Phillips, jugador imparable en la zona (ACB Photo)
Mike Phillips, jugador imparable en la zona (ACB Photo)

No deja de ser la lectura de una filosofía de baloncesto que copaba las diferentes etapas de la Liga Endesa. Así que aquí les dejamos este cuadro para que lea, se recreen, recuerden y sobre todo, sobre todo, disfruten.



Ray Smith, enorme anotador con la mayor espectacularidad (ACB Photo).
Ray Smith, enorme anotador con la mayor espectacularidad (ACB Photo).