EJERCICIO SEMANAL

EJERCICIO SEMANAL
Hablar de las lindezas de Mindaugas Kuzminskas debiera ser un hábito

Antonio Rodríguez

Hablar de las lindezas de Mindaugas Kuzminskas debiera ser un hábito


Lo que Mindaugas Kuzminskas hizo el pasado domingo en el Barclaycard Center no puede pasar desapercibido. Sus números fueron asombrosos (26 puntos en 35 minutos, 5/5 en triples). Su actuación fue aún mejor. Sobre él, hemos hablado mucho en Endesa Basket Lover. Sin embargo, a cada columna, es una sensación de que nunca es suficiente. ¿Les parece excesivo a la publicación mensual SLAM el colocar en su portada a Lebron James o Stephen Curry de forma tan reiterada? Nosotros nunca debiéramos pensar que sea algo repetitivo o saturado. Mostrar las cualidades de Kuzminskas debiera ser un ejercicio semanal.

(ACB Photo / Mariano Pozo)
(ACB Photo / Mariano Pozo)

Es asombroso ver la belleza de la sencillez en este juego representados en él. No es una cuestión que tuviese un día acertado, su pleno en triples, su casi-punto-por-minuto. Es un ejercicio permanente de cómo jugar a esto, para pensar que el alero lituano sería un jugador brillante en todas las épocas del baloncesto. Dominante en la técnica individual como para haber formado parte de aquella apisonadora soviética de los 70’s y los 80’s. Decir que se trata de un Anatoly Myskhin 2.0, suena más tangencial con la realidad más que el piropo en sí. Danzarín en el Palacio madrileño eventual, coreógrafo permanente en el Carpena. Sus gestos son una sublimación con aquella escuela soviética obsesionada con los fundamentos.

Pero Kuzminskas es de este siglo XXI, tiempos que exigen a sus estrellas arrancar en uno contra uno, dejar al defensor atrás y con dos pasos, presentarse a la canasta. Y miren su obra ante Movistar Estudiantes. ¿Recuerdan que cuando realizó este gesto, cómo sus manos aún sobresalían por encima del aro? El mate fue suave, nada de estridencias. Pero su capacidad quedó patente.

(Euroleague / Getty Images)
(Euroleague / Getty Images)

En Málaga están temerosos a su marcha el próximo año. En la prensa lituana recalcan que sigue en el objetivo de los scouters NBA. No fue elegido en el draft en su momento, y vieron un chaval en su primer ‘gran examen’ del Eurocamp de Treviso, con grandes recursos pero carencias que bajo su lupa, preocupaban. Lo que en otros jugadores europeos cuando superan los 23 años y no han mejorado, raramente continúan siguiendo con interés, Kuzminskas es un caso especial, de los ‘late bloomer’ que tanto les fascinan por su escasez. Su muestrario ofensivo sigue ampliándose. Tiros cortos por elevación pueden sortear intimidadores en Europa como amenazas taponadoras NBA. Y eso gusta. A muchos. Y por eso en Europa CsKA tiene el radar puesto y Maccabi parece tener verdadero interés, según ha desvelado su agente Tadas Bulotas. “Pero no parece que haya algo inminente” confiesa. Su tiro, su pase, su elegancia son muchas cartas por jugar.

Pues a seguir disfrutando en la Liga Endesa, en Málaga, donde él confiesa sentirse muy a gusto. Y nosotros, glorificados.